Archivo | Food&Investigación RSS feed for this section

BUSCANDO LA FORMA MÁS RÁPIDA DE ENFRIAR UNA CERVEZA

30 May

El otro día me pasaron un vídeo del programa de televisión estadounidense de divulgación científica emitido por Discovery Channel llamado Cazadores de Mitos, en el que sus protagonistas, Adam Savage y Jamie Hyneman usan sus conocimientos y habilidades para buscar el método más rápido para enfriar una cerveza.

Utilizan 6 cervezas y cada una la enfrían por un método durante 5 minutos y luego observan cuál de todas a llegado a la temperatura óptima de refrigeración de la cerveza (2,8-4,4ºC). Los métodos que aplican son:

– Sal + hielo + agua

– Agua + hielo

– Sólo hielo

– Nevera y congelador

También prueban con un extintor con CO2 presurizado y en 3 minutos la cerveza alcanza una temperatura de 2,8ºC.

Al final obtienen que el método más rápido para enfríar una cerveza en 5 minutos es ponerla en sal, agua y hielo. Y los más lentos son la nevera y poner la cerveza con hielo solamente.

Bueno, ahora ya sabéis que cuando os llevéis la neverita a la playa o a algún festival de los que hacen en verano, si le echáis un poco de sal y lo mezcláis con agua y hielo tendréis la bebida fresquita en pocos minutos. Yo creo que voy a probarlo a ver si es verdad…

Aquí os dejo el video:

Anuncios

“BÉBELO Y CÓMELO”

9 May

En México, unos estudiantes del Instituto Politécnico Nacional (IPN) han diseñado unos vasos comestibles, es decir, puedes tomar por ejemplo café, y luego comerte el vaso. Una idea muy interesante ¿no creéis?.

Este curioso vaso se ha desarrollado como alternativa ecológica, para intentar reducir el consumo de los vasos que se fabrican con plástico. Este vaso comestible está hecho de una masa similar a la de las galletas, pero la diferencia radica en las cantidades de los ingredientes que hacen que el vaso tenga todas las características térmicas que necesita, que no se deshaga con facilidad y que su consistencia se mantenga entre 15 y 20 minutos con agua hirviendo sin que se ablande.

El IPN informó que los alumnos podrán agregar nutrientes y sabores a la masa del vaso y, además, están barajando la posibilidad de elaborar también platos que después de ser usados puedan ser ingeridos o desechados sin dañar el medio ambiente por su contenido orgánico.

Los alumnos que diseñaron el producto están ahora en proceso de registrar el nombre y la marca del producto. Cuando presenten el producto estaremos bien atentas porque nos parece una idea muy curiosa  y una gran alternativa para proteger el medio ambiente.

NUESTRO VENENO COTIDIANO: Cómo la industria química envenena nuestro plato

5 May

Hoy toca hablar de… libros. Me refiero al nuevo libro  de la periodista Marie-Monique Robin titulado “Notre poison quotidien: comment l’industrie chimique empoisonne notre assiette” (Nuestro veneno cotidiano: cómo la industria química envenena nuestro plato) que se publicó en Francia en marzo de este año.

En este libro, también adaptado en formato documental, la autora pretende dar respuesta a una series de preguntas, qué seguro que todos en algún momento nos hemos planteado: ¿Cómo se examinan, evalúan y reglamentan los productos químicos que se introducen en nuestra cadena alimentaria, desde el huerto (pesticidas) hasta el plato (aditivos y plásticos alimentarios)? y ¿qué relación existe entre la exposición a estas sustancias químicas y la actual “epidemia de enfermedades crónicas prevenibles”? en palabras de la OMS.

No he tenido la portunidad de leer el libro, entre otras cosas porque todavía no se ha publicado en España (creo), pero estaré atenta para hacerme con un ejemplar. Estoy convencida que el libro aportará información muy interesante y bastante objetiva, teniendo en cuenta la trayectoria de esta periodísta francesa conocida por su otro libro y documental “El mundo según Monsanto: de la dioxina a los OGM. Una multinacional que les desea lo mejor”.

Por lo que he podido leer, parece ser que el libro tiene una base científica bastante rigurosa, de modo que espero que no nos encontremos con muchos enfoques y afirmaciones catrastofistas que alarmen a la gente de la labor realizada por todo el sector agroalimentario y demás sectores encargados de proteger la salud del consumidor. No obstante en su blog he podido leer una afirmación suya en la que dice que la ingesta diaria admisible” y los “límites máximos de residuos de los venenos utilizados en la agricultura”, no existen. A esto es a lo que me refería. Espero que sólo sea una frase sacada de contexto y que en el libro se expliqué más sobre el tema, porque de no ser así estamos vendidos!

Vacas genéticamente modificadas producen leche humana

4 May

Un grupo de científicos logra introducir genes humanos a 300 rumiantes para producir leche materna.

 Un grupo de científicos ha logrado introducir con éxito genes humanos en 300 vacas para que produzcan leche con las mismas propiedades que la leche materna humana.

Plantean esta leche procedente de rebaños de vacas genéticamente modificadas como una alternativa a la leche materna y a la leche en polvo para lactantes, de menos calidad nutritiva que la primera.

Los científicos esperan que los productos lácteos modificados genéticamente procedentes de las vacas puedan ponerse a la venta en supermercados dentro de tres años. Explican que la única diferencia es que tiene un sabor algo más fuerte que la leche convencional pero que es igual de segura.

Estas investigaciones han causado la indignación de los críticos a los alimentos genéticamente modificados y los grupos a favor del bienestar animal han reaccionado con enojo, cuestionando la seguridad de la leche de animales modificados genéticamente y sus efectos sobre la salud del ganado.

Nos ha sorprendido bastante esta noticia. Pensamos que generará numerosas controversias y que habrá diferentes opiniones al respecto. Lo más importante es que se hagan todos los estudios necesarios para asegurar la seguridad y calidad de estos nuevos productos. Además, es importante evitar daños innecesarios en el ganado.

¿Vosotros qué opináis?¿Daríais a vuestros hijos este tipo de leche?

Investigadores canarios producen nuevos alimentos y biodiesel con microalgas

30 Mar

El director de la división de I+D del Instituto Tecnológico de Canarias (ITC)  es Gonzalo Piernavieja.

 El clima de las islas es óptimo para las microalgas, que se alimentan de sol y dióxido de carbono. Se pretende conseguir un cultivo de algas semejante a los cultivos agrícolas convencionales.

En la investigación sobre estos cultivos de microalgas están invirtiendo grandes empresas energéticas como Repsol, Endesa, Acciona e Iberdrola, a las que, entre otros centros de investigación españoles, asesora el ITC porque a partir de ácidos grasos de determinadas microalgas sus investigadores han logrado producir biodiesel.

Las algas producen entre 10 y 20 veces más aceite por unidad de superficie que los cultivos energéticos tradicionales de cualquier planta oleaginosa, y además, no compiten con el suelo fértil porque se cultivan en unos tanques donde circula la biomasa, unos recipientes que necesitan una mínima cantidad de agua que no ha de tener una calidad determinada.

Para probar la viabilidad de estos cultivos a gran escala  el ITC contribuye en la actualidad al diseño de la que será la mayor planta de cultivo de algas proyectada en Europa, que se construye en Jerez (Cádiz), que estará operativa en dos años.

Además de producir biodiesel con ácidos grados derivados de microalgas, el ITC ha querido especializarse en nutracéutica (nutrición clínica) y en la creación de nuevos formatos alimenticios. Para ello han intervenido importantes empresas del sector como Puleva y Pascual y algunas empresas locales.

Las microalgas son fuente de ácidos grasos considerados “buenos”, como los polinsaturados de cadena larga, principalmente Omega3 y Omega 6. Son ricas en antioxidantes y una fuente importante de colorantes para la industria alimentaria.

PROYECTO I+D+i PARA CONTROL DE RESIDUOS DE INDUSTRIAS DE TRANSFORMADOS VEGETALES

27 Mar

Existe un problema que preocupa a la industria agroalimentaria y a las  administraciones en Europa y   es qué hacer con los residuos que se  generan. Este problema es especialmente grave en el sudoeste    de  Europa (Francia, Portugal y España) y, en concreto, en regiones con  importante presencia de  industrias de transformados vegetales como La  Rioja, Navarra y Aragón.

Centros de investigación y asociaciones empresariales de los sectores  alimentario y energético de la zona que pertenecen al Programa de  Cooperación Territorial del Espacio Sudoeste de Europa (SUDOE)  se han asociado para facilitar a las pymes los instrumentos necesarios para  gestionar sus residuos y darles usos que reporten valor añadido. Para ello,  han desarrollado un proyecto denominado “Intercambio y transferencia tecnológica sobre valorización de residuos de la industria de transformados vegetales” el cual, está coordinado por La Rioja y tiene como objetivo principal el de identificar, experimentar, validar y difundir tecnologías para el tratamiento y la valorización de residuos para su aplicación en las empresas de transformación de vegetales de la zona del SUDOE (Portugal, Francia, España).

Persigue también varios objetivos secundarios como recopilar la información disponible sobre la generación, tratamiento y valorización de residuos procedentes de la industria de transformados vegetales, identificar las mejores tecnologías disponibles, favorecer el intercambio de experiencias y el desarrollo de experiencias piloto, facilitar la difusión de tecnologías entre las pymes y contribuir al desarrollo de un sector de eco-innovación.

¿Las grasas deprimen?

24 Mar

El consumo de grasas saturadas y trans, presentes sobre todo en los productos industrializados y la comida rápida, incrementa el riesgo de sufrir depresión. Según un estudio publicado en la revista científica `Plos One´ las probabilidades podrían incrementarse en un 42% respecto a las personas que no las ingieren.

“El objetivo del estudio era analizar el rol de las distintas grasas en el desarrollo de la depresión. Miguel Ángel Martínez-González es el director de la investigación, realizada por las universidades de Navarra y Las Palmas de Gran Canaria. Al contrario que las trans, añade, “descubrimos que el aceite de oliva y las grasas poliinsaturadas (abundantes en el pescado) protegen contra las enfermedades mentales y están asociadas con un menor riesgo de depresión”.

Estos resultados podrían explicar por qué hay mayor incidencia de depresión en el norte que en el sur de Europa. En Holanda, Noruega, Dinamarca, etc., se consumen más lácteos (grasas saturadas), mucho pan untado con margarina (con trans) y bollería industrial”.

En los últimos años se ha incrementado este problema de salud mental al igual que el consumo de productos industriales como bollería y comida rápida.

Después de examinar la dieta diaria y el estilo de vida de 12.059 personas durante una media de seis años, y teniendo en cuenta la posible influencia de otros factores, “observamos que un 30% las depresiones serían atribuibles a un alto consumo de grasa perjudicial”, concluyen los científicos españoles.

Actualmente, la depresión afecta a unos 150 millones de personas en el mundo, es la primera causa de pérdida de años de vida sana en los países desarrollados, por lo que es necesario realizar acciones preventivas.

Dieta y pérdida de memoria

De la misma manera que el tipo de alimentación influye en las probabilidades de sufrir enfermedades cardiovasculares, también lo hace en el desarrollo de depresiones y en el deterioro cognitivo. En este sentido, otro estudio, publicado esta semana en la revista ´Neurology´y realizado en el Instituto Francés de Investigación para la Salud (INSERM), confirma la asociación entre el síndrome metabólico y la pérdida de memoria en las personas a partir de los 65 años. Es decir, aquellos que tienen hipertensión, obesidad y diabetes tienen un 20% más de riesgo de presentar deterioro en dicha función mental.